Rachelle, una chica de 17 años aficionada al skateboard que vive a las afueras de New York, realiza un viaje de auto-descubrimiento, a través de su tabla. Intimidada por un machismo implícito, tanto en el skate como en su vida diaria, Rachelle tropieza con un grupo de chicas skaters, chicas con carisma y sin miedo. Éstas le muestran que su auténtico mundo está ahí fuera, un mundo de amistad verdadera, fuerza y pertenencia al grupo. “Hoy,” confiesa Rachelle al resto de las chicas, “es el primer día que no he estado inmersa en esa sensación de soledad”.

That One Day

La idea de filmar That One Day (Ese día), surgió cuando la joven directora Crystal Moselle conoció a un grupo de chicas skaters, “The Skate Kitchen”. Tras pasar tiempo con ellas y conocerlas, decidió mostrar la realidad de cualquier skatepark para una chica. Según palabras de Rachelle Vinberg, miembro de The Skate Kitchen: “Cada día, alguien te increpa o te dice algo. Esperan de ti que apestes como rider. Esperan que seas la típica chica que se queda sentadita en los bordes. Tienes que demostrar que se equivocan. Los skateparks son algo que intimida, sobretodo cuando estás aprendiendo.”

That One Day skateboard

That One Day es la 12º producción de “Women’s Tales” (Historias de Mujeres), una serie de aclamados cortometrajes hechos por mujeres que celebran el feminismo del siglo XXI, siempre con una visión crítica.

La directora tiene una sensibilidad especial para plasmar momentos vitales que podrían pasar desapercibidos, de no ser observados bajo la óptica de su mirada. “Estoy enamorada de esa etapa de transformación en la vida de una chica”, afirma la directora, “cuando ya no es una niña, pero todavía no es una mujer.” That One Day convierte ese momento en la tierna ensoñación de un día -skaters ardientemente femeninas reveladas en una serena cámara lenta- que muestra sin temor la dura realidad que afrontan a diario las mujeres jóvenes.

Crystal Moselle

Entre otros reconocimientos, Crystal Moselle cuenta con el Gran Premio del Jurado en el Festival de Sundance 2015, por su primer documental: The Wolfpack. La cinta narra la historia de una familia que crió y educó en su pequeño apartamento del Lower East Side a sus siete hijos. Moselle también logró convertir en viral Shapeshifting (Cambiando de formas), un vídeo sobre un grupo de bailarinas de 14 años.

Por Helga Molinero / @HelgaMolinero